Martes, 21 de Mayo de 2019

Se destapó un crack y de la mejor manera

UruguayEl Pais, Uruguay 21 de mayo de 2019


Era un partido clave para Peñarol y Lucas Viatri no se lo quiso perder por nada


Era un partido clave para Peñarol y Lucas Viatri no se lo quiso perder por nada. Ni siquiera una molestia muscular que arrastra desde hace unos días lo dejó afuera del encuentro ante San José de Oruro.
Y no defraudó. Jugó uno de los mejores partidos desde que llegó al equipo aurinegro y fue pieza clave en la goleada por 4 a 0 para que el carbonero lograra su primer triunfo en esta edición de la Copa Libertadores de América.
Es que anoche no servía otra cosa que ganar para Peñarol y los jugadores lo tenían muy claro. Desde el primer minuto de juego el equipo de Diego López se adueñó del trámite ante un rival que nunca encontró respuestas al juego del conjunto aurinegro.
Y dentro de ese esquema avasallante para los bolivianos, Lucas Viatri hizo su partido y tuvo una noche esperada.
El argentino de 31 años hizo todo bien. En la primera que recibió en el área, no perdonó y la mandó a guardar aprovechando un muy buen desborde de Giovanni González para poner el 1-0 a los 2’.
Luego sacó un zapatazo a los 7’ desde afuera del área que se fue por arriba del horizontal y a los 37’ lo puso a correr a Agustín Canobbio, quien entró al área y anotó el tercero de los carboneros.
Peñarol se fue al descanso con la tranquilidad de un 3-0 que mostraba la contundencia de un equipo que fue muy superior a su rival desde todo punto de vista.
Y en el inicio del complemento, el show aurinegro no paró. A los 49’, Brian Rodríguez (de gran partido) asistió a Viatri, que definió de manera notable para poner la pelota bien lejos de Carlos Lampe y estampar la goleada.
Ese 4-0 terminó de sentenciar el partido. De ahí en más Peñarol empezó a administrar el resultado y también el futuro, pensando en lo que viene.
Si bien generó chances y tuvo varias oportunidades como para aumentar -de hecho Lampe le atajó un penal a Gastón Rodríguez-, la diferencia era buena y Diego López no solamente priorizó el resultado, sino también el estado físico de varias de sus piezas de importancia.
Así fue que primero salió Viatri, luego Cristian Rodríguez y por último Gabriel Fernández. "Fue para preservarlos porque no podemos regalar nada. No quisimos arriesgar a nadie", dijo el "Memo" tras el partido.
Y la noche fue redonda para un Peñarol que volvió a ser contundente y que sumó su primera victoria en esta Copa Libertadores con una figura excluyente: Viatri.
El argentino se destapó aprovechando el juego colectivo del equipo. Leyó muy bien el encuentro, anotó sus primeros goles en esta competición, dio una asistencia y jugó un partidazo para demostrar por qué se quedó en Peñarol.>