Sábado, 23 de Marzo de 2019

El declarado guardiolista que espera torcer el rumbo de la U

ChileEl Mercurio, Chile 23 de marzo de 2019

El charrúa, un lector empedernido del fútbol, tiene una particular página web donde detalla su sistema de juego y actualiza su currículum. Ahora, vuelve a Chile tras pasos como jugador y técnico. Las intransables ideas de un confeso admirador de Josep Guardiola.

"Y o creo bastante en la suerte. Y he constatado que, cuanto más duro trabajo, más suerte tengo", es una de las frases que el uruguayo Alfredo Arias Sánchez (60 años) destaca en su sitio web, una verdadera enciclopedia sobre su vida. La expresión que pertenece a Thomas Jefferson, uno de los padres fundadores de los Estados Unidos, es solo un detalle motivacional de un charrúa enamorado de la filosofía del técnico catalán Josep Guardiola. "Para mí, él escribió la biblia del fútbol. Juntó todos los testamentos y armó una idea", reconoció en estas páginas.
Se formó en Nacional de Montevideo, pero también jugó por el archirrival, Peñarol. Su relación con Chile comenzó hace 38 años, cuando recaló en Palestino como delantero. "Alfredo nos aportó mucho en todo sentido. Yo era el capitán y me hacía caso. Era aguerrido y generoso. Tenía buena pegada y cabezazo. Cualquier centro al área, prácticamente era gol", rememora Rodolfo Dubó, líder de los árabes.
Aunque se retiró en 1987, Arias recién comenzó su carrera como entrenador en 2006, cuando asumió la selección universitaria del Montevideo Cricket Club. Después de un año, pasó al fútbol formativo del Montevideo Wanderers, donde se mantuvo hasta 2011. Tras una renuncia, tuvo su chance en el primer equipo y no la desperdició conquistando un histórico título al mando de los "Bohemios" en la temporada 2013/2014.
"Alfredo hace que su equipo sea protagonista y eso lo hace muy ofensivo, se vuelve un equipo con mucho gol a favor. El estilo es mantener la posesión del balón y de ahí construir los ataques. Se asemeja mucho a la idea de Guardiola en el Barcelona", comenta Federico Cristóforo, arquero campeón en Montevideo Wanderers.
En diciembre de 2015 arribó a Valparaíso donde revolucionó a Santiago Wanderers con su estilo de juego con el que incluso peleó el título. "Es un muy buen entrenador que siempre prioriza la tenencia del balón y defenderse en base a ella", cuenta Mauricio Prieto, quien lo tuvo en la Quinta Región y posteriormente en Bolívar, el último club de Arias antes de llegar a La Cisterna.
Tras su paso por el elenco caturro, Arias dirigió a Emelec de Ecuador (2016-2018), donde levantó su segundo título a fines de 2017. "Es un entrenador muy profesional, muy de la línea del fútbol de Guardiola. Le gusta mucho salir jugando. Es un técnico que trabaja mucho la intensidad y la pelota. Para él no existe correr por fuera de la cancha, porque debe ser siempre con el balón. Como persona, habla mucho con el jugador y llega. Él es muy abierto, te va de frente", describe el meta Esteban Dreer.
El oriental jugó en cuatro clubes chilenos: Palestino (1981-1982), O'Higgins (1984), Huachipato (1985) y Trasandino (1986).En Bolívar, Arias acusó corrupción arbitral y renunció a fines de 2018 tras no poder haber sido campeón.
EL ORIENTAL JUGÓ EN CUATRO CLUBES CHILENOS: PALESTINO (1981-1982), O'HIGGINS (1984), HUACHIPATO (1985) Y TRASANDINO (1986).
EN BOLÍVAR, ARIAS ACUSÓ CORRUPCIÓN ARBITRAL Y RENUNCIÓ A FINES DE 2018 TRAS NO PODER HABER SIDO CAMPEÓN.