Domingo, 16 de Junio de 2019

Sin espacio para pasatiempos

Puerto RicoEl Nuevo Dia, Puerto Rico 15 de junio de 2019

Detrás de los aplausos cuando un joven pelotero resulta ser escogido en el sorteo de novatos de las Grandes Ligas, hay múltiples historias que revelan su arduo trabajo para lograr su objetivo, como las más de 350 millas semanales que recorría el lanzador Erik Rivera

Detrás de los aplausos cuando un joven pelotero resulta ser escogido en el sorteo de novatos de las Grandes Ligas, hay múltiples historias que revelan su arduo trabajo para lograr su objetivo, como las más de 350 millas semanales que recorría el lanzador Erik Rivera.
El jugador, de 17 años, viajaba todos los días entre su hogar en Caguas hasta la Puerto Rico Baseball Academy and High School (PRBAHS) en Gurabo durante las mañanas, para luego al mediodía salir a entrenar con su preparador físico Ulises Rosario, en Aibonito.
Rivera fue selección de cuarta ronda por los Angels de Los Ángeles en el sorteo de este año, celebrado esta pasada semana. Esa es su historia, pero, posiblemente, similar a la de los otros 24 jugadores del patio que resultaron escogidos en el draft.
"Todos los días me levantaba a las 6:00 (a.m.), preparaba las cosas mías y de mi hermano, y hacía el desayuno... Y me iba con mi hermano a dejarlo en la escuela (en Caguas). Yo me levantaba a las 6:00 y ya mi mamá y mi papá estaban fuera", relató Rivera sobre sus otras responsabilidades de cuidar a su hermano diariamente.
El tirador zurdo, cuya recta ha alcanzado las 96 millas por hora, tuvo un agotador proceso por los pasados dos años, desde que comenzó a entrenar con Rosario al viajar casi todos los días a Aibonito. Tenía que trabajar el doble de otros compañeros debido a su función dual. Rivera es además un jugador de posición que batea, y, por ende, debía cumplir tanto con su preparación física en el gimnasio, como desarrollar sus habilidades de jardinero y lanzador. Por lo tanto, no había espacio para pasatiempos. "Eso es lo que la mayoría de las personas desconoce. Se fijan en el resultado, pero desconocen el proceso; lo que tuvieron que sacrificar, lo que tuvieron que dejar de hacer para lograr lo que están logrando en este momento", resaltó Ulises Rosario, destacando que hubo un plan estructurado que se le presentó a los instructores de la PRBAHS en agosto pasado.
Estos no lo aceptaron hasta enero de este año, aseguró. La idea era que le permitieran salir al mediodía hacia Aibonito para su preparación específica. Pero mientras se mantuvo entrenando en la PRBAHS en las tardes, la carga fue mucho mayor pues de todos modos viajaba a Aibonito y no regresaba al área este, sino hasta alrededor de las 6:00 p.m.
"Depende del día y de la rutina, salía (de Aibonito) a las 3:30 p.m. o a las 4:30. Luego de eso bajaba donde Puchi Velázquez en San Lorenzo, al cage que tiene indoor para batear. Entonces, en Juncos eran las prácticas los jueves", detalló Rivera sobre su rutina.
Se esforzó para cambiar de siore a receptor
Un caso similar vivió Oscar Santos, reclamado por los Diamondbacks de Arizona en la décima ronda. Natural de Carolina, Santos hacía su preparación deportiva de 1:00 p.m. a 3:00 p.m. en la National Baseball Academy en su ciudad natal, luego de salir de la escuela. Posteriormente viajaba a Gurabo para su entrenamiento específico con el exreceptor de Grandes Ligas Raúl Casanova. Hasta hace un año, Santos jugaba como campocorto, por lo que tuvo que entrenar extra para la transición.
"Me levantaba a las 4:00 de la mañana para ir al gimnasio. Luego iba a la escuela (PJ Educational) y después a entrenar a la academia", dijo Santos. Ahora espera que todo ese esfuerzo le permita algún día continuar con la buena tradición de receptores boricuas.
"No sé por qué nos adaptamos tan bien a la posición (los puertorriqueños). Pero en realidad tenemos una trayectoria, y unos peloteros a los cuales mirar, que queremos ser a lo mejor como ellos. Es ya como algo de nuestra naturaleza. Me pusieron a catchear y ahora quiero ser como Yadier (Molina) o como Iván (Rodríguez)... estar al nivel de ellos", concluyó.