Domingo, 25 de Agosto de 2019

Sin Froome en el Tour, todos son candidatos

ColombiaEl Tiempo, Colombia 25 de agosto de 2019

LISANDRO RENGIFO - REDACTOR DE EL TIEMPO @lisandroabel
La ausencia del británico Chris Froome en el próximo Tour de Francia, debido al accidente que sufrió ayer en el Critérium Dauphiné, les abre las opciones a los colombianos Nairo Quintana y Egan Bernal de ser mucho más protagonistas de la competencia, de pensar en ganarla

LISANDRO RENGIFO - REDACTOR DE EL TIEMPO @lisandroabel
La ausencia del británico Chris Froome en el próximo Tour de Francia, debido al accidente que sufrió ayer en el Critérium Dauphiné, les abre las opciones a los colombianos Nairo Quintana y Egan Bernal de ser mucho más protagonistas de la competencia, de pensar en ganarla. Froome se fue al suelo ayer cuando inspeccionaba el recorrido de la contrarreloj individual de 26 kilómetros con un saldo muy negativo: fractura del fémur de la pierna derecha, el codo y varias costillas, porque no solamente no estará en el Tour, sino que pone en riesgo el resto de la temporada. Ya sin el británico en la línea de partida para la primera etapa de 192 kilómetros del Tour de Francia, el próximo 6 de julio en Bruselas, pues, queda mucha más abierta la lucha por el título. Froome era el máximo candidato. Iba por su quinto título, pero ahora el tema es otro, y su ausencia les abre la opción al resto de favoritos a pensar mucho más en serio en poder ganar la carrera. Nairo se quita de encima un rival fuerte, el más relevante, el hombre que le ha impedido ganar la carrera, y da un paso importante en la disputa del título, aunque tendrá por encima a otros fuertes contrincantes. El ciclista boyacense ha escoltado a Froome en el podio en el 2013 y 2015 con sus segundos lugares en la general, y en el 2016 fue tercero. Sin el líder del Ineos en carretera no es que Nairo tenga la pista abierta para ganar la carrera, pero sin duda el camino es mucho más amplio. Sin embargo, el tema no para acá. Quintana tendrá a fuertes rivales, como Romain Bardet, Richie Porte, Thibaut Pinot y el mismo Tom Dumoulin, quien después del Dauphiné definirá si irá al Tour, pero el nombre de Chris Froome no está. Adam Yates es candidato. El británico ha hecho un buen año. Ayer, tras la crono individual, fue el líder del Dauphiné y tiene como meta el Tour; así que aunque sin Froome el camino es más amplio, Nairo Quintana y los demás candidatos al título no tienen nada asegurado. Primero, el boyacense debe ganarse el liderato en el Movistar, el que le peleará el español Mikel Landa, otra batalla más en el seno del elenco telefónico. Egan, segundo a bordo En el tema de Egan, pues, quedará pendiente del rendimiento que tenga el galés Geraint Thomas, quien defiende el título del Tour. Ineos se ve obligado a trabajar para Thomas y luego para Egan. El actual campeón del Tour será la primera carta, y si falla, el colombiano entrará en acción. Thomas no ha hecho una buena temporada, se destaca el tercer lugar en la Vuelta a Romandía, pero se sabe que su meta es el Tour y allá tendrá que rendir. Siempre lo han hecho así. Bernal ganó la París-Niza y fue tercero en la Vuelta a Cataluña, pero no pudo tomar parte en el Giro de Italia pasado, pues 15 días antes del arranque de la competencia se cayó, se fracturó la clavícula y ahora se le da esta oportunidad de ser uno de los líderes del Ineos en el Tour de Francia. Ya los rivales y el ciclismo en el mundo miran al Ineos, están pendientes de sus nuevas decisiones sin Froome, pero el tema es claro: Thomas y Egan tomarán el mando. "Ineos todavía tiene un gran equipo con Thomas y Bernal, incluso sin Froome", declaró Dumoulin. Nairo y Egan, como el resto de favoritos, se benefician de la ausencia de Froome, pero perderá el Tour de Francia y el ciclismo mismo, pues no estará el mejor ciclista de los últimos tiempos y el espectáculo no será el mismo. "Eso es devastador para él y para el ciclismo en general. Froome es el personaje principal en el Tour de Francia. Ineos tiene opciones, pero normalmente Froome sería el líder número uno, por lo que es malo para él y para el ciclismo", agregó Dumoulin.