Viernes, 06 de Diciembre de 2019

José Nin: un taxista que tuvo visión empresarial

Puerto RicoEl Nuevo Dia, Puerto Rico 6 de diciembre de 2019

Lo que empezó al volante de un taxi turístico en los años 90 para seguir los pasos de su padre en el oficio, llevó a José Nin a presidir Nin Transport, empresa con una flota de 10 vehículos y un equipo de 12 choferes que brindan servicios de taxi por reservación y de transportación de lujo a toda la isla

Lo que empezó al volante de un taxi turístico en los años 90 para seguir los pasos de su padre en el oficio, llevó a José Nin a presidir Nin Transport, empresa con una flota de 10 vehículos y un equipo de 12 choferes que brindan servicios de taxi por reservación y de transportación de lujo a toda la isla.
La empresa arrancó en 1997 con cuatro personas y con varios vanes de taxi turístico. Comenzó a diversificarse hace poco más de dos años, cuando entró al segmento de lujo -servicios tipo limusina con vehículos deportivos utilitarios (SUV, en inglés), sedanes y vanes- luego de comenzar a recibir solicitudes de pasajeros y tripulantes de megayates que atracan en Puerto Rico.
Al mismo tiempo, de la mano de Horidel Pons, administradora y oficial de mercadeo de la empresa, reposicionó a la compañía e intensificó su presencia en redes sociales con fotos y experiencias de clientes satisfechos. Estas acciones, en combinación con una flota de vehículos de 2016 en adelante, choferes que hablan varios idiomas (español, inglés o francés) y un servicio personalizado y puntual, le llevó a experimentar un crecimiento de 40% en su volumen de negocio en los pasados dos años, impulsado principalmente por el segmento de lujo.
"Nuestro enfoque es brindar un servicio personalizado y de impacto. Recibimos a las personas en el aeropuerto o el crucero cuando llegan, con una tableta con su nombre y se les escolta hacia el vehículo. Nuestros choferes en el segmento de lujo los reciben enchaquetados", detalló Nin.
"Es por reservación porque nuestros vehículos van a estar disponibles el tiempo que sea necesario para el cliente", resaltó Nin. La reservación ayuda, además, a garantizar que el transporte esté disponible a la hora indicada. "El cliente no espera por nosotros; nosotros esperamos al cliente", aseguró Pons.
La empresa ofrece transportación desde y hacia el aeropuerto internacional Luis Muñoz Marín y muelles de barcos cruceros, tanto en taxis tipo van con capacidad para hasta ocho pasajeros como en vehículos negros de lujo (GMC Yukon, Ford Transit o Chrysler 300), que es el servicio más solicitado por el público local y comienza en $35 para los taxis, según Nin.
Entre los servicios tipo limusina, se trabajan desde bodas hasta transportación con escoltas y guardias armados (subcontratados) para dignatarios, miembros de familias reales y otras figuras de alto perfil, a cualquier punto de la isla. "Tenemos además varios clientes en el área artística a quienes llevamos a los conciertos, y personas de la industria de la televisión, que los nos piden ir a ‘dinner trips’, para cenar", contó el empresario, sin revelar nombres, pues muchos de estos consumidores exigen confidencialidad en sus contratos. Sí dio a conocer que ha atendido a clientes de lugares tan lejanos como Rusia, India y Oriente Medio, así como de Estados Unidos, Latinoamérica y Europa, que van desde mandatarios, personas de la realeza y hasta oligarcas.
La transportación a cenas, conciertos y eventos también es solicitada por personas particulares que desean una experiencia distinta para celebrar alguna ocasión especial. "Hacemos también servicio de chinchorreo a grupos pequeños con nuestros vehículos de mediana capacidad y alto lujo, donde los llevamos a visitar distintos restaurantes y chinchorros del centro de la isla", apuntó.
Por lo que destacó que los ofrecimientos se adaptan a las necesidades y gustos de los clientes. De hecho, comentó que como en el caso en que unos clientes les solicitaron que los choferes, en vez de su chaqueta habitual, vistieran guayabera.
Para la próxima temporada alta de turismo, que comienza durante el último trimestre de este año, Nin auguró que "esperamos un alza sustancial de visitas de cruceros y barcos de lujo, por lo que esperamos un alza de entre 12% y 15% en nuestro volumen de negocio".