Jueves, 02 de Abril de 2020

Evaluación ciudadana

ChileEl Mercurio, Chile 2 de abril de 2020

La ciudadanía se muestra dispuesta a aceptar restricciones que favorezcan el resguardo sanitario.

En estos días se han conocido las primeras encuestas que miden la percepción ciudadana acerca del manejo por parte de las autoridades ante la crisis del coronavirus. En términos generales, dan cuenta de una favorable evaluación de las medidas adoptadas e incluso de una cierta predisposición hacia mayores restricciones, con tal de que contribuyan a resguardar la vida y la salud de las personas.
Un estudio realizado para este diario por la Universidad del Desarrollo muestra, por ejemplo, que el 73,5% aprueba la declaración del estado de catástrofe, adoptada por el Gobierno la semana pasada y que permite la restricción de distintas libertades, pero además casi el 90% de los consultados se expresa a favor de medidas aún más restrictivas. Esto último contrasta con otro sondeo de la misma casa de estudios tomado entre el 4 y 5 de marzo, cuando solo un 39% estaba de acuerdo con tal opción. Según explican los autores, el cambio es concordante con el aumento de la inquietud entre la población, a medida que transcurren los días y el virus se expande. De hecho, en una escala de 1 a 7, casi el 60% ubica su grado de temor entre 5 y 7.
Las encuestas coinciden además en mostrar una negativa percepción sobre el presente y futuro de la economía, tanto respecto de la situación individual de las personas como de la fortaleza que muestren las empresas, en coherencia también con lo que han advertido todos los especialistas.
Por otra parte, y junto con un masivo apoyo a la postergación del plebiscito constitucional, los estudios registran un significativo aumento en el consumo de medios de comunicación, natural en un escenario signado por la incertidumbre. Ello, por cierto, releva la responsabilidad que cabe a aquellos en cuanto al buen desarrollo de su labor informativa y la necesidad de rigor y sobriedad en sus entregas.
En lo político, los sondeos registran un incremento en el apoyo a la gestión del Presidente Piñera, el que, sin embargo, no logra aún superar niveles del 20%. Aunque golpeado en su aprobación por los efectos de la crisis iniciada en octubre, los encuestados parecen sin embargo empezar a apreciar los esfuerzos de la autoridad ante la pandemia, y si bien la visión crítica es mayoritaria, los números sugieren que un adecuado manejo frente a los efectos del coronavirus puede contribuir, a su vez, a una más satisfactoria evaluación. El punto es importante, más que por sus alcances políticos, porque una situación como la que hoy vive el país demanda de liderazgos sólidos, que lleven tranquilidad a la población y que esta confíe en su capacidad de adoptar las decisiones más adecuadas.
A este respecto, parece correcta la prudencia que ha mostrado el Ejecutivo frente a las presiones provenientes desde diversos sectores sociales y políticos -especialmente los alcaldes- en orden a decretar precipitadamente medidas como una cuarentena general para todo el país que, aunque probablemente hoy generarían amplio apoyo ciudadano, podrían también resultar ineficaces sanitariamente y de alto costo para la población si son adoptadas en un momento inadecuado.