Miércoles, 08 de Abril de 2020

Ministra de Comunicación: ‘Rodrigo Chaves no debió hacer ese anuncio’

Costa RicaLa Nacion, Costa Rica 8 de abril de 2020

Nancy Marín explicó que, si bien existe un interés del gobierno de gravar los salarios para subsidiar a los desempelados, la iniciativa no empezaría con sueldos a partir de los ¢500.000 como dijo el ministro de Hacienda.

Nancy Marín, ministra de Comunicación, cuestionó al jerarca de Hacienda, Rodrigo Chaves, por haber anunciado que el plan del gobierno cobrar un un impuesto "solidario" a los salarios se aplicaría partir de los ¢500.000, con el fin de ayudar a los desempleados por la crisis.

Durante una entrevista en el programa Matices, de Radio Monumental, la titular de Comunicación explicó que, si bien exist

e un interés del gobierno en gravar los salarios, la iniciativa no empezaría con ese monto.

"El presidente ha sido claro que don Rodrigo no habría tenido por qué hacer ese anuncio y lo que se está planteando. Si bien es una posibilidad, de un impuesto a salarios, nunca se estaba contemplando que fuera a salarios de ¢500.000".

"Precisamente, el presidente sale a hacer esa aclaración rápidamente en redes sociales, a raíz justamente, de esas declaraciones (de Chaves), entendiendo que él (el mandatario) es la cabeza del Ejecutivo y (es) quien decide cómo se va a implementar o a presentar este proyecto. El ministro no debió haber hecho ese anuncio", expuso Marín.

Este jueves, Chaves anunció que el Poder Ejecutivo iba a proponer la creación de un tributo solidario a los salarios privados y públicos.

La finalidad, de acuerdo con el jerarca de Hacienda, es financiar un plan de apoyo a quienes perdieron sus empleos por la emergencia del coronavirus.

Aclaró que el tributo no aplicaría para las personas que hayan sufrido reducciones de sus jornadas laborales.

Según Chaves, el impuesto se empezaría a cobrar a los sueldos de ¢500.000 en adelante con un 5% de aporte.

La carga tributaria aumentaría conforme más alto sea el salario hasta aplicar un 25%, añadió por su parte, la ministra de Planificación, Pilar Garrido.

Garrido afirmó que los rangos de cobro se están calibrando. "Sí, es una medida dura, pero también necesitamos garantizar suficientes recursos para la emergencia", dijo.

En tanto, Chaves explicó que otra fuente de financiamiento consistiría en mantener el precio actual de los combustibles, en momentos en que estos tienden a la baja por causa de la pandemia, con el objetivo de que el gobierno se deje la diferencia.

La idea es financiar un primer presupuesto extraordinario de ¢360.000 millones para aliviar las finanzas de los afectados.

Una tercera fuente de financiamiento sería el redireccionamiento de ¢100.000 millones de gastos del Poder Ejecutivo. Se trata de partidas que no se están usando, como las de viajes y otras.

En Matices, la ministra Marín contestó estas preguntas del periodista Randall Rivera, director de Noticias Monumental:

-¿Es una decisión tomada (la de presentar el proyecto de impuesto solidario)?.

-"No en los términos que lo presentó".

-Es decir, ¿sí se está contemplando pero no a salarios tan bajos?

"Así es".

-¿A qué se debe que el ministro haya anunciado cosas que no ha autorizado el presidente?

"No tengo la respuesta a esa pregunta, en este momento no la tengo".

Minutos antes de las 2 p.m., Casa Presidencial comunicó que el equipo económico del gobierno había presentado medidas para combatir los efectos del covid-19.

Entre las medidas, según afirmó Garrido en el comunicado, se está trabajando en un proyecto de ley de impuesto solidario a los salarios altos que sería temporal.

Reiteró que la iniciativa aplicaría para sector público y sector privado, dirigida a quienes ganan salarios altos, fijos y cuentan con seguridad y estabilidad laboral en estos momentos.

"En el seno del Consejo Económico estamos delineando la organización y la contribución de los salarios más altos del sector privado y del sector público, así como de las rentas de capital, para que contribuyan a apalancar la necesidad de mayores recursos y hacer frente a la atención de esta emergencia.

"Es una propuesta que se está valorando en este momento. Está pensada como una de las medidas que eventualmente se estarían presentando a la Asamblea Legislativa y que hoy compartimos con las y los diputados para conjuntamente llegar a una decisión", añadió Garrido.