Miércoles, 27 de Mayo de 2020

Testimonio de cómo dinamitaron la estatua de Miguel Alemán en CU

MéxicoEl Universal, México 27 de mayo de 2020

CIUDAD DE MÉXICO, abril 4 (EL UNIVERSAL)

CIUDAD DE MÉXICO, abril 4 (EL UNIVERSAL).- Miguel Alemán fue presidente de México de 1946 a 1952. Fue la época en la que el país se industrializó y justo al final de su sexenio, se inauguró Ciudad Universitaria y dentro de ella, una estatua del presidente. El monumento fue atacado en repetidas ocasiones una década después.

Durante su gobierno una parte del país se industrializaba, mientras que otra vivía en la pobreza. Esta situación generó inconformidades por parte de grupos trabajadores y estudiantiles que durante la década de los 60 manifestaron su intención de derribar la estatua. Además de grafitearla y dañarla.

La figura fue enrrejada para ser protegida, sin embargo, el 4 de junio de 1966 a las 3:10 horas una explosión desprendió la cabeza de la estatua después de ser taladrada desde el exterior. Nadie pudo ver el ataque debido a que en Ciudad Universitaria no existía vigilancia.

Así fue como EL UNIVERSAL cubrió el atentado. Además en entrevista, el fotógrafo Antonio Caballero, quien realizó una serie de fotografías después de la explosión, cuenta su testimonio sobre este hecho histórico.



Atentado Dinamitero en la Ciudad Universitaria.

5 de junio de 1966

En la madrugada de ayer, varios desconocidos dinamitaron la estatua del licenciado Miguel Alemán que se encuentra en la explanada de la Ciudad Universitaria, frente al edificio de la rectoría, desprendiéndole la cabeza y parte de un brazo.

Hasta el momento no se sabe quiénes fueron los autores del atentado, ya que actualmente no existe vigilancia en los terrenos de la Ciudad Universitaria.

Se tiene la seguridad de que el atentado fue realizado por expertos, ya que hicieron taladros en diferentes partes de la estatua, pero principalmente en el cuello de la misma, por lo que, al producirse la explosión, que se calcula fue a las 3:10 de la mañana, se desprendió completamente la cabeza.

En la Ciudad Universitaria, ni las autoridades ni los pocos integrantes del cuerpo de vigilancia pudieron dar dato alguno, ignorándose quién o quiénes hayan sido los causantes.

Se dijo que debido a la falta de vigilancia, cualquier persona puede entrar a los terrenos de la Ciudad Universitaria y disponer de todo el tiempo necesario para llevar a cabo sus planes.



Entrevista con Antonio Caballero

1° de abril de 2020

¿En qué etapa de su trabajo se sitúan estas fotos?

En ese momento realizaba (con algunos actores) una de las primeras fotonovelas con mayor producción que hice, "Generación Y". Estábamos trabajando con Irma Lozano, ella estaba trabajando en el Teatro Insurgentes y le tomé una foto imitando el mural de Diego Rivera, donde una chica, con sus manos, solo está mostrando los ojos. En esa foto está sentada con Luis Alarcón y al fondo está el monumento de Miguel Alemán completo.

Lo primero que dinamitaron fue la cabeza. Yo estuve dando vueltas mucho tiempo por el monumento, ahí estudiaba; primero lo pintarrajearon, antes de dinamitarlo y volarlo. Lo pintarrajearon y le pusieron unas láminas. Y después lo dinamitaron. Trataron de salvarlo un poco para restaurarlo y lo enrrejaron, pero entonces volvieron a dinamitarlo. Fue en varias etapas la destrucción, la verdad no sé porqué hicieron eso los estudiantes. Realmente necesitamos muchos elefantes blancos como ese que construyó Miguel Alemán.



¿Qué cree que representaba la estatua como parte del patrimonio?

Fue algo muy importante y que debió haber permanecido. Es verdad que todo el mundo criticó a Miguel Alemán por ser "muy bandido"; (yo considero) que Adolfo López Mateos y Ruiz Cortínez fueron presidentes muy honestos. Si hubiera más monumentos, yo creo que todos los tendrían que demoler (en ese caso).



¿Por qué cree que haya sido la estatua y no cualquier otra cosa?

Le tenían cierto repudio a Miguel Alemán. Durante 30 años fui representante sindical de personal académico ante la AAPAUNAM y algunos compañeros siguen teniendo cierto repudio, pero no puedo explicármelo. Es envidia, fue un hombre que tuvo mucho futuro que le dio una base sólida a Ciudad Universitaria; también fundó Ciudad Satélite y el Pedregal de San Ángel.

Fue un hombre con mucha visión para levantar al país como lo hizo en su época Porfirio Díaz. A Porfirio Díaz lo llegan a odiar y lo han degradado cuando gracias a él tenemos el Palacio de Bellas Artes, el monumento del Ángel de Independencia. Para él su admiración era que México fuera como París. Siempre hay gente que tendrá envidia.



¿Recuerda las fechas de estas reuniones?

Era un grupo de disidentes. En ese momento estaba en auge o acababa de surgir un grupo de izquierda y se reunía mucha gente: intelectuales de la época, escritores, pintores, etc. Se reunían abajo, en torno al monumento de Miguel Alemán.

Si tú vas ahorita a la exposición del Museo Amparo verás que hay muchas fotografías de estudiantes sentados tomándose fotos alrededor cuando está encapsulado (el monumento) y cuando ya lo bombardearon. Lo dinamitaron.



¿Cuántos ataques fueron?

Hubo varios. Había pintas. Había mucho destrozo sobre el monumento de Miguel Alemán. No todo el estudiantado estaba de acuerdo en ello, pero como sabes, siempre hay líderes que manejan a los estudiantes y ellos van como ovejas. Esos grupos fuertes y radicales fueron los que llevaron a efecto la demolición del monumento.

Tal vez pensaban que era mucho ego de parte de Alemán, pero yo creo que todos necesitamos algo que nos recuerde. Miguel Alemán no necesita monumentos para que alguien recuerde que realizó la Ciudad Universitaria. La mayoría lo recuerda con cariño; algunos decimos que qué lástima que dinamitaron el monumento. Las nuevas generaciones no creo que se enteren mucho.



¿Qué pasó el día que dinamitaron la estatua?

Yo no estuve justamente el mero día que lo dinamitaron. Tengo entendido que fue en dos ocasiones; la primera cuando le volaron la cabeza; después trataron de enrrejarlo para restaurarlo. Y al otro día, creo que fue en la madrugada, que cincelaron y metieron dinamita (que fue cuando) lo terminaron de demoler. No en su totalidad pero sí bastante. Lo dañaron mucho.

Después no sé qué pasaría con la cabeza porque esa quedó intacta, nada más degollada del cuello hacia arriba. Incluso estuvo la cabeza varios días a los pies de la estatua. Después no sé donde depositaron todo esto. Sería cuestión de investigar si en Ciudad Universitaria hay un almacén donde haya parte de ello o sí ya de plano lo deshicieron.



¿De cuántas personas se hablaba?

Bueno, eran grupos de 25-50 personas los que se reunían alrededor a "politicar". Fueron los que primero hicieron la pintas y después vandalizaron. Tú verás en las fotografías como todavía duró algunos días eso resguardado.



¿Qué papel jugó David Alfaro Siqueiros en esas fechas?

Alfaro Siqueiros siempre fue un luchador de izquierda muy fuerte. Conviví con él, era un tipazo, le decían "El Coronelazo". Siempre traía una pistola "Bulldog" 38 y era de un temperamento muy elevado, muy fuerte y muy modernista. Lo refleja en su pintura.

Recuerdo mucho cuando llegó Diego Rivera a México después de que lo operaron en Rusia con la bomba de cobalto por tener un cáncer cerebral. Entonces llegó al aeropuerto, fuimos varios periodistas a recibirlo y llegamos caminando hasta un departamento cerca del Monumento de la Revolución. Hicieron una reunión muy mexicana.

De repente entró David Alfaro Siqueiros, se sentó entre Diego Rivera y otra persona; sacó la pistola y disparó al aire. Fue muy duro, casi nos deja sordos. Y entonces Diego, que también tenía un carácter muy fuerte, lo sujetó y se hicieron de palabras, pero finalmente terminaron muy bien, no pasó a más ese momento. David le dijo que era por el gusto de tenerlo en México. No creo que nadie haya publicado nada de ese incidente.



El tema es que Alfaro Siqueiros fue a la cárcel.

Sí, estuvo en Lecumberri. Héctor García le tomó una foto que se hizo muy famosa en la que está con las manos fuera de los barrotes y hubo un poeta cubano que le recitó "Qué pena me da tu pintura encarcelado". La foto le dio la vuelta al mundo.