Jueves, 02 de Julio de 2020

Colombia, el que más avanza hacia la transición energética

ColombiaEl Tiempo, Colombia 2 de julio de 2020

Colombia se destacó como el país de América Latina y el Caribe que registró los mayores avances en la transición energética, de acuerdo con el Índice de Transición Energética que realiza cada año el Foro Económico Mundial

Colombia se destacó como el país de América Latina y el Caribe que registró los mayores avances en la transición energética, de acuerdo con el Índice de Transición Energética que realiza cada año el Foro Económico Mundial. El país subió nueve puestos, pasando de la posición 34 en 2019 a la 25 en 2020, entre un total de 115 naciones. Después de Uruguay, que mantuvo su posición número 11, Colombia es el segundo país de la región que aparece en este ranking, superando a naciones como Chile y Costa Rica. El Índice de Transición Energética también resalta que Colombia se encuentra ubicado en el segmento de los países líderes, es decir que cuenta con un sistema energético en buen funcionamiento y alta preparación para la transición, los dos componentes principales que evalúa la medición. "Los avances de Colombia en la Transición Energética se traducen en equidad, desarrollo y progreso en la mitigación del Cambio Climático. En 2019, aseguramos una mayor participación de la energía solar y eólica en nuestra matriz eléctrica, pasando de menos de 50 megavatios (Mw) a más de 2.500 Mw de capacidad instalada en este tipo de fuentes al año 2022. Esto nos permitirá tener una matriz más resiliente ante la variabilidad climática y más amigable con el medio ambiente, en beneficio de todos los colombianos", subrayó la ministra de Minas y Energía, María Fernanda Suárez. Este cambio será posible con la construcción de 14 proyectos de energías renovables no convencionales (nueve eólicos y cinco solares), luego de lograr asignaciones en las subastas de Cargo por Confiabilidad y de contratos a largo plazo que se llevaron a cabo el año pasado. Los proyectos estarán ubicados en La Guajira, Cesar, Córdoba, Valle del Cauca y Tolima, aumentando la participación de este tipo de fuentes en la matriz eléctrica de menos del 1% al 12%, al año 2022. Destacados avances El Índice de Transición Energética evalúa dos grandes componentes: en primer lugar, el rendimiento del sistema, que hace referencia a las características y funcionamiento del sistema energético de cada país. Una de las variables en las que más avanzó Colombia fue el Acceso a la Energía y Seguridad, debido al aumento en la tasa de electrificación de las comunidades y la disminución del uso de leña para la cocción de alimentos. "Estamos avanzando en nuestra meta de llevar energía eléctrica, por primera vez, a 100 mil usuarios en todo el país. Ya hemos logrado el acceso de más de 30 mil familias a este servicio público esencial en nuestra vida diaria, muchas de ellas con paneles solares, en regiones apartadas del país", señaló la ministra Suárez. La funcionaria agregó que en acceso al servicio de gas combustible por redes, se ha logrado la conexión de más de 580.000 nuevos usuarios y la sustitución de leña por este energético limpio en más de 46 mil hogares, en lo corrido de este Gobierno. El otro componente que evalúa el índice es la preparación para la transición, es decir, qué tan preparado está un país en el camino hacia una transición energética. En este componente, Colombia se destaca, principalmente, por los avances en la variable de Regulación y Compromiso Político, que incluye los avances en las metas del Acuerdo de París, la estabilidad política y la regulación para energías renovables y eficiencia energética. "El Ministerio continuará trabajando conjuntamente con los actores del sector para seguir avanzando en los desafíos de la Transición Energética y asegurando energía eficiente, confiable y sostenible a todos los colombianos", reiteró Suárez. Los proyectos siguen La pandemia por la covid-19, que desaceleró la operación minera y petrolera del país, no le puso freno al desarrollo de los futuros proyectos solares y eólicos para la generación de energía. Así lo definió la Unidad de Planeación Minero Energética (Upme), entidad que estableció como será el enlace de cada uno de los 20 proyectos de fuentes renovables de energía (que fueron asignados en las subastas del cargo por confiabilidad y contratos de largo plazo del año pasado), a las líneas del Sistema Nacional de Transmisión (SNT) y al Sistema Regional de Transmisión (SRT). El viceministro de Energía, Diego Mesa, subrayó que el Gobierno Nacional está impulsando la competitividad de la matriz energética del país, promoviendo una mayor generación eléctrica a partir de fuentes de energía renovables no convencionales. "La meta es aumentar la capacidad instalada en este tipo de energías, al pasar de 50 megavatios (Mw) de capacidad instalada, que es lo que hoy necesita una ciudad como Ibagué, a por lo menos 2.000 Mw, equivalentes a lo que requieren Cali y Medellín juntas", aseguró el funcionario. Del total de proyectos de fuentes renovables que fueron asignados en las citadas subastas, y que en total tendrán una capacidad instalada de 2.271 Mw. "Para el desarrollo de los proyectos de energías renovables no convencionales que fueron adjudicados en los concursos públicos del cargo por confiabilidad y contratos de largo plazo, es importante y vital ya tener definidas su conexión, porque así se garantiza la entrega de la energía, lo que ayuda a acercarse más al hito de ser los primeros proyectos en hacerlo", señaló Germán Corredor, director de la Asociación de Energías Renovables (SER Colombia). El líder gremial precisó que así se da el primer paso para que las respectivas iniciativas comiencen con los trámites del licenciamiento ambiental.