Domingo, 03 de Julio de 2022

La propuesta de los empresarios

ColombiaEl Tiempo, Colombia 18 de mayo de 2022



Esta semana la Asociación Nacional de Empresarios (Andi) le presentó a los candidatos a la Presidencia de la República un documento de propuestas para desarrollar en el próximo cuatrienio



Esta semana la Asociación Nacional de Empresarios (Andi) le presentó a los candidatos a la Presidencia de la República un documento de propuestas para desarrollar en el próximo cuatrienio. La estrategia se centra en lo que llaman la ‘autopista de dos carriles’ -la superación de la pobreza y el robustecimiento de la actividad empresarial-, que no pueden funcionar uno independiente del otro. En palabras de Bruce MacMaster, presidente del gremio: "Políticas basadas solamente en el desarrollo empresarial no tendrán éxito, como tampoco lo tendrán políticas basadas solamente en desarrollo social". Esta ‘hoja de ruta’ económica de los empresarios apunta directa y acertadamente a la actual polarización ideológica que afecta la campaña presidencial y que podría agudizarse en el próximo gobierno. En un lado, crecen los llamados a intervenir, prohibir y restringir distintas actividades y sectores productivos y aumentan los falsos señalamientos e injustos tratamientos, por ejemplo, con respecto a la extracción de carbón y la explotación de hidrocarburos. A lo anterior se añade un craso desconocimiento de las características del universo empresarial colombiano -mayoritariamente formado por pymes- y sus importantes contribuciones sociales, de generación de empleo y de pago de impuestos. Mientras que en el otro persiste la idea de que precisamente el cumplimiento de las obligaciones legales y la creación de trabajo y de riqueza constituye la totalidad de los deberes y la responsabilidad de las empresas, en especial las más grandes, con la sociedad y con sus grupos de interés. La estrategia propuesta por la Andi asume desde el mundo empresarial la necesidad de un protagonismo no solo en el desarrollo de los ‘dos carriles’ sino también en el diálogo social para las reformas y la participación de una discusión inclusiva. El documento gremial asimismo aborda otras temáticas cruciales para los próximos años. Por ejemplo, las oportunidades que se abren para Colombia en una economía cada vez más ‘limpia’, sostenible y descarbonizada, en el desarrollo agroindustrial con miras a garantizar la seguridad alimentaria, o en las ventajas de la transformación digital generada por la crisis de la pandemia. Asimismo, junto al desafío crucial del empleo en su doble condición social y empresarial, está el futuro de la actual estrategia de reducción de la pobreza y la estructura de los subsidios y programas de ayudas monetarias. En tiempos de campaña son múltiples las propuestas y los llamados a los candidatos desde los más variados sectores de la sociedad. No obstante, la ‘hoja de ruta’ presentada por la Andi parte de una acertada concepción estratégica: Colombia necesita abordar la brecha social de inmediato al mismo tiempo que fortalece su actividad empresarial con todos los beneficios económicos y laborales que trae. Es el momento de detener esa narrativa antiempresarial que mantiene en la mira tanto a algunas empresas individuales como a sectores enteros. Una narrativa que no solo desconoce esas contribuciones del sector privado sino también mina las libertades económicas y demerita la iniciativa privada como motor de la sociedad. También es hora de avanzar en esos espacios de diálogo social y de discusión inclusiva que permitan tanto impulsar las reformas urgentes como optimizar el papel social de los empresarios. El balón está ahora en los candidatos presidenciales que deberían reaccionar a estas avenidas de debate y de responsabilidad social que los empresarios ponen sobre la mesa.