Viernes, 03 de Febrero de 2023

Se necesita mucho tino

ColombiaEl Tiempo, Colombia 5 de diciembre de 2022


Ricardo Villaveces P


Ricardo Villaveces P.
Después del covid y luego las protestas con traumas de todo tipo, el país ha logrado una importante recuperación en la producción y el empleo. Desafortunadamente, el desbarajuste internacional ocasionado por la pandemia, agravado por la invasión de Ucrania ha creado problemas de oferta, que junto con una mayor capacidad de gasto originada en las políticas expansionistas de los bancos centrales y en las ayudas de los gobiernos han desembocado en una perversa inflación. Colombia no ha sido la excepción. La desaceleración es inevitable para el año que comienza y a nivel internacional la recesión es un escenario probable en algunas economías. El reto para Colombia es muy grande en un entorno internacional tan desfavorable. Tenemos un déficit en las cuentas fiscales y un déficit en la cuenta corriente. La reforma tributaria podría sin duda ayudar a solventar la parte del déficit fiscal y la alta tasa de cambio puede reforzar las exportaciones y reducir en alguna medida las importaciones. Se requiere entonces tener en los próximos meses prioridades muy claras en el manejo de la economía para atravesar exitosamente este período. Sin duda el ministro Ocampo tiene esa claridad, pero surgen muchas dudas cuando el presidente sigue planteando gasto y más gasto. Sería lógico pensar que ya en el gobierno y enfrentado a realidades como las de las finanzas públicas fuera ajustando sus planteamientos a las realidades, pero no parece ser así. En el discurso en Anif, por ejemplo, en lugar de tratar los temas que permitirían generar confianza y tranquilidad a los mercados volvió a concentrase en los grandes problemas globales cómo la crisis climática y de cómo él cree factible sustituir las exportaciones de petróleo por turismo. Insistió en sus planteamientos de que lo único que crea valor es la industria, la agricultura, la construcción y el turismo desconociendo el potencial y la importancia del sector de servicios y le pide al sector financiero que se dedique a ‘invertir’ en estos sectores en lugar de en sí mismo, como si los recursos fueran propiedad de estas instituciones y no del público. Desconoce, por ejemplo, que en al caso de los fondos de pensiones una gran parte de las inversiones están precisamente es en papeles del Gobierno jugando un papel importante en las finanzas públicas. En las últimas semanas en que Ocampo pudo controlar más la comunicación la tasa de cambio ha frenado el alza, la prima de riesgo bajó y se pudo hacer una emisión exitosa en el mercado internacional. Se necesita que el presidente analice estas situaciones para que vea que en los foros internacionales puede presentar todas sus teorías para salvar a la humanidad, pero aquí se necesita es administrar un país en una coyuntura de grandes retos y esto requiere mucho tino para superarlos.
Consultor privado.