Martes, 20 de Noviembre de 2018

Promisorio encuentro de las academias nacionales

ArgentinaLa Nación, Argentina 20 de noviembre de 2018

Este año, veinte de esas prestigiosas instituciones analizan su rol y la forma de insertarse en el ámbito social e institucional del país

Las academias nacionales son instituciones de alta concentración del conocimiento. En su diversidad, abarcan el amplio espectro de las ciencias, la cultura y las artes. La Argentina ha seguido la tradición de las sociedades más antiguas, fundamentalmente las europeas, respecto de estas corporaciones. La Academia Nacional de Medicina fue creada en 1822 por Bernardino Rivadavia, entonces ministro de Gobierno de Martín Rodríguez. Años más tarde, el presidente Domingo Faustino Sarmiento creó, en 1869, la Academia Nacional de Ciencias, localizada hasta hoy en la ciudad de Córdoba. Con el transcurso del tiempo se crearon nuevas academias, llegándose a las actuales 22 reconocidas como nacionales. Existen otras de destacado nivel que aguardan ese reconocimiento, que naturalmente ha sido y debe ser selectivo.
Cada uno de los miembros de las academias es elegido por su nivel intelectual y por su contribución a la ciencia o a las artes. Son personas que se han destacado entre sus pares y que llevan consigo un importante bagaje de sabiduría y experiencia. Las virtudes morales son también una condición de pertenencia explícita en los estatutos de todas ellas.
La autonomía de los gobiernos y de intereses sectoriales o partidarios caracteriza estas instituciones. La incorporación de nuevos miembros es propuesta y decidida sin influencias políticas ni de intereses de otro tipo. Por esta razón las opiniones y los estudios producidos por las academias tienen un gran valor referencial y deben ser aprovechados, tanto por los gobiernos como por la sociedad en general.
Desde hace seis años, tras una iniciativa del doctor Fortunato Benaim, miembro decano de la Academia Nacional de Medicina, se han desarrollado encuentros interacadémicos orientados al debate de temas de interés nacional.
Sucesivamente, se trataron cuestiones como la drogadicción (2014), la pobreza (2015), el principio y el fin de la vida (2015), la cuestión ambiental (2016) y el cambio tecnológico (2017).
Durante el presente año, veinte de esas instituciones analizan un tema que las abarca a todas transversalmente. Con el título "Academias, conocimiento y sociedad", indagan sobre su rol y la forma en que deben insertarse en el ámbito social e institucional del país.
Cada una de ellas elaboró un documento en el que expone su diagnóstico y sus propuestas. Conformaron de esa manera un libro que será presentado mañana en la Academia Nacional de Medicina para iniciar el VII Encuentro Interacadémico, en el que los representantes de esas instituciones nacionales, divididos en dos mesas redondas sucesivas, sintetizarán su visión y debatirán la forma de optimizar su contribución a la sociedad del país que las cobija.
Se trata de una iniciativa digna de aplauso, que mueve a reclamar de los gobernantes y de la dirigencia un mayor aprovechamiento de esos centros del saber.