Domingo, 16 de Junio de 2019

Soto defenderá su medida como la presentó

Puerto RicoEl Nuevo Dia, Puerto Rico 15 de junio de 2019

WASHINGTON

WASHINGTON.- El congresista boricua Darren Soto ha    logrado 15 coauspiciadores para su proyecto de ley que persigue convertir a Puerto Rico en estado en un plazo de solo 90 días, y dijo que defenderá la pieza tal como la presentó a finales de marzo.
"Voy a seguir impulsando el proyecto", indicó, al destacar que el presidente del Comité de Recursos Naturales de la Cámara baja federal, el demócrata Raúl Grijalva (Arizona), ya expresó su decisión de celebrar una audiencia próximamente en torno al status.
La legislación, que lleva el número 1965, es improbable que se convierta en ley, entre otras cosas, debido a las dudas en el Congreso sobre el más reciente plebiscito criollo, efectuado el 11 de junio de 2017 y en el que la estadidad, en medio del boicot de la oposición, obtuvo el 97% de los votos.
Grijalva, por ejemplo, no ve en el plebiscito de 2017 un indicador de que Puerto Rico respalda la estadidad, debido a la baja participación electoral (23%). Cualquier medida a favor de la estadidad, además, se enfrenta al rechazo a esa alternativa que ha expresado el presidente Donald Trump y al desinterés del Senado.
Soto, demócrata por el distrito 9 de Florida, fue observador del plebiscito de 2017 y está convencido de que esa consulta es suficiente para que el Congreso admita a Puerto Rico como estado, como parte de un proceso en el que los cambios a las leyes se tendrían que dar en solo 90 días.
El legislador -primer boricua elegido al Congreso por Florida-, dijo que, cuando expresó el mes pasado a El Nuevo Día que se tendrán que hacer "preparativos alternativos" en torno al status, se refería a los planes que puede hacer el gobierno de Puerto Rico para convocar a un referéndum estadidad sí o no, no a que piense hacer cambios a su proyecto.
Previamente, la página editorial del Orlando Sentinel indicó que Soto, después de presentar su proyecto, se expresó a favor de un referéndum estadidad sí o no. "En última instancia, esa pregunta debe ser respondida", se le citó.
Pero, Soto sostuvo que esa respuesta también estaba predicada en la posibilidad de que el gobierno de Puerto Rico opte por convocar a una nueva consulta de status, no en que prevé hacer cambios a su proyecto. "Si Puerto Rico decide tener un referéndum junto a la elección de 2020, respetaré su resultado. Pero, no lo he pedido ni dicho que se necesita", indicó Soto el jueves a este diario.
En los últimos días, el proyecto de Soto comenzó a recibir endosos. Cuando anunció su medida el pasado 28 de marzo, contó con el respaldo de la comisionada residente en Washington, Jenniffer González, el congresista republicano Don Young (Alaska) y los demócratas Rubén Gallego (Arizona) y Jamie Raskin (Maryland).
La comisionada coauspició la medida desde el principio. Gallego, Young y Raskin la firmaron el 2 de mayo, el mismo día que lo hicieron los demócratas Seth Moulton (Massachusetts), Albio Sires (Nueva Jersey), Donna Shalala (Florida), Steve Cohen (Tenesí), Matt Cartwright (Pensilvania), Alcee Hastings (Florida), y Sanford Bishop (Florida). Moulton, aunque rezagado en las encuestas, es precandidato presidencial.
La semana pasada, se sumaron al grupo el republicano Peter King (Nueva York) y los demócratas Juan Vargas (California) y Tony Cárdenas (California).
Soto no se impone, por ahora, altas expectativas en torno a su legislación, aunque ha conversado con el líder de la mayoría demócrata, Steny Hoyer (Maryland), quien le ha dicho que está a favor del concepto general de la medida. "En este momento solo estamos pidiendo… una audiencia sobre el proyecto y el status", indicó Soto.