Lunes, 10 de Agosto de 2020

El limbo de los venezolanos varados en el Perú

PerúEl Comercio, Perú 10 de agosto de 2020

Más de cien personas esperan volver a su patria después de quedarse en nuestro territorio en medio de la pandemia del coronavirus.

Por Renzo giner Vásquez



La pandemia lleva a las personas a un nivel insospechado de vulnerabilidad. Ahora, si al temor natural al virus y el impacto económico que viene provocando se le suma estar lejos de la patria sin recibir respuestas claras de las autoridades, es casi inevitable que la desesperación se apodere de uno.





Esta es la situación que vienen afrontando 35 mil venezolanos en el mundo, 130 de los cuales están en el Perú. Ellos están a la espera desde el 16 de marzo, cuando se decretó el cierre de las fronteras.





En estos casi cinco meses se han realizado dos viajes de repatriación de peruanos desde Venezuela, en el que pudieron traer a 156 personas. Las aeronaves retornaron vacías, pese a los pedidos de los varados.





?Espera interminable?





El 10 de marzo, Paulo Méndez vino al Perú para participar de un congreso de organizaciones no gubernamentales e impulsar el trabajo que desarrolla junto a diversas entidades enfocadas en proyectos de ayuda social. Debía quedarse una semana. Hoy cumple 144 días acá.





?La encargada de alguna acción de retorno es, en este caso, la representación consular de Nicolás Maduro. Y no hicieron ningún llamado durante los primeros días. A raíz de nuestra presión activaron un correo donde debíamos registrarnos?, cuenta Méndez, quien se ha convertido en el vocero de 85 venezolanos en una situación similar a la suya.





En estos cuatro meses y medio, no han recibido ayuda de la sede diplomática para su alojamiento, alimentación o medicamentos.





?Por el mismo problema político de Venezuela tenemos dos representaciones. Por eso hablamos también con el embajador [Carlos] Scull [representante de Juan Guaidó], pero no tiene la potestad de programar un vuelo porque no manejan el espacio aéreo?, explica.





En medio de sus pedidos, el régimen chavista organizó un vuelo el 8 de mayo como parte del plan Vuelta a la Patria. La cancillería peruana envió la lista de 85 varados. Sin embargo, fuentes de esta entidad indican que la lista no fue tomada en cuenta porque en Caracas pensaban que había sido elaborada por el equipo de Guaidó. Mientras tanto, los varados han debido buscar la forma de sobrevivir. Méndez tuvo que buscar donaciones. Luego consiguió que amigos y familiares le enviaran dinero desde Venezuela para conseguir dónde quedarse.





Este Diario se comunicó con Vivian Alvarado, cónsul del régimen chavista en el Perú. ?Nosotros establecimos una comunicación directa con los varados, no es un tema manejable en la opinión pública hasta que no tengamos fecha de un posible vuelo programado y organizado por nosotros?, señaló y se comprometió a contactarnos ?cuando tengan información concreta sobre algún vuelo de regreso, repatriación o la reactivación del programa Vuelta a la Patria?.





?Éxodo inverso?





No todos han decidido seguir esperando, muchos emprendieron el regreso a Venezuela por la peligrosa ruta terrestre. ?Tenemos registro de al menos cinco personas de nuestro grupo que se han ido así. Eso se ha prestado para estafas y elevar el riesgo?, asegura Méndez.





El Comercio conversó con una de estas personas que viajó de esa forma, y que pidió mantener su identidad bajo anonimato por temor a que el régimen de Maduro tome represalias.





La mujer y su esposo llegaron al Perú el 23 de febrero para asistir al nacimiento de su nieto. Planeaban quedarse un mes, pero el cierre de fronteras los obligó a quedarse en el país hasta el 6 de junio. Ese día decidieron contactar a una persona que ofrecía regresar a Venezuela por tierra. La travesía incluyó cruzar ilegalmente las fronteras con Ecuador, Colombia y Venezuela, duró 14 días y costó US$2.370 en total.





?Lo que nos preocupa es que Maduro declaró a los retornados como armas bioterroristas. Ya tenemos muchísimas denuncias de violaciones de derechos fundamentales de retornados al país?, señaló Carlos Scull.





Se le consultó a una fuente de la representación consular del régimen venezolano si eso era un impedimento para la repatriación de los varados acá, pero respondió ?en el caso del Perú, no?.





Dentro de los planes de retorno, se sugirió desde la cancillería peruana un corredor terrestre que pase por Ecuador y Colombia hasta Venezuela. El Gobierno Colombiano expresó su preocupación debido a que Caracas ha restringido el ingreso de venezolanos desde su frontera.