Miércoles, 03 de Marzo de 2021

Mayne-Nicholls, el hombre fuerte de Colo Colo 2021

ChileEl Mercurio, Chile 23 de febrero de 2021

Cuando Aníbal Mosa buscó recuperar la presidencia de Blanco y Negro a comienzos de 2019, había un tema que le generaba conflictos: Marcelo Espina, el gerente deportivo, a quien veía como el brazo derecho de Gabriel Ruiz-Tagle

Cuando Aníbal Mosa buscó recuperar la presidencia de Blanco y Negro a comienzos de 2019, había un tema que le generaba conflictos: Marcelo Espina, el gerente deportivo, a quien veía como el brazo derecho de Gabriel Ruiz-Tagle.
Entonces, cuando el comerciante nacido en Siria llegó al poder, lo hizo con un aliado: Harold Mayne-Nicholls se transformó en director y vicepresidente ejecutivo de la concesionaria.
En un primer tiempo sus funciones estaban destinadas principalmente a la remodelación del estadio Monumental, pero la pandemia echó por tierra los arreglos al recinto.
Mosa, entonces, confió ciegamente en él cuando explotó el conflicto económico que derivó con el plantel recibiendo su seguro de cesantía. Y le dio amplios poderes cuando hubo que negociar el regreso de Jorge Valdivia: mientras Espina propuso un contrato hasta fines de 2021, el expresidente de la ANFP puso como fecha tope el último partido de la temporada 2020, como finalmente ocurrió.
En el tema de "rejuvenecer" la plantilla sucedió algo similar. Mosa y Mayne-Nicholls tenían claro que el tema era necesario.
El caso de Julio Barroso fue el más complejo, porque tres directores pretendían extenderle el contrato. Números en mano, Mayne-Nicholls explicó que en las últimas cuatro temporadas el central había jugado la mitad de los partidos. Y salió airoso.
Además, en la cita se deslizó la idea de votar por Daniel Morón como nuevo gerente deportivo, idea que no prosperó.
Se habló también de las contrataciones. Juan Carlos Gaete y Octavio Rivero fueron aprobados unánimemente. No así Felipe Fritz: la corporación no estuvo de acuerdo. Igual, el zurdo será jugador del Cacique, al igual que Jens Buss, de Curicó.
Mosa tiene en Mayne-Nicholls a su socio perfecto, quien lleva rato planificando el nuevo Colo Colo.