Miércoles, 29 de Mayo de 2024

Finanzas abiertas, ocasión para innovar

ColombiaEl Tiempo, Colombia 30 de marzo de 2023

Óscar Cadena
La incorporación del esquema de datos abiertos para la inclusión financiera en el Plan Nacional de Desarrollo es una gran noticia

Óscar Cadena
La incorporación del esquema de datos abiertos para la inclusión financiera en el Plan Nacional de Desarrollo es una gran noticia. La adopción de esta iniciativa permitirá mayor eficiencia en el mercado financiero y proporcionará más opciones hacia servicios más acordes a las necesidades de los ciudadanos, accesibles y justos. Para quienes no están familiarizados con el concepto de finanzas abiertas, este mecanismo otorga al consumidor el derecho y el poder de autorizar a una institución financiera para que comparta sus datos con otra. Así, las personas pueden acceder a una gama más amplia de servicios, aumenta la competencia, se incrementan las opciones y mejora la calidad; además, permite mayor visibilidad sobre cómo se comercializan los productos de esa industria. El país ya avanzó con un primer decreto para la regulación de las finanzas abiertas y, además se convirtió en el tercero de la región, después de Brasil y México, en tener un marco normativo al respecto; sin embargo, el decreto 1297 de 2022 dejó como voluntaria la vinculación a este mecanismo por parte de las instituciones financieras, lo que probablemente retrasará su adopción. Ahora es crucial que la implementación de finanzas y banca abierta sea obligatoria para todos los actores del sector, especialmente los más preponderantes. El artículo 71 del PND parece ir en ese sentido: "... las entidades estatales que conforman las ramas del poder público y todas las personas jurídicas de naturaleza privada, deberán dar acceso y suministrar toda aquella información que pueda ser empleada para facilitar el acceso a productos y servicios financieros". Si se avanza en el esquema de datos abiertos financieros (acompasado con artículo 75 del Plan, que en buena hora incorpora el derecho de portabilidad financiera y el 84, que da un salto gigantesco en materia de pagos instantáneos e interoperables), ganarán todos los colombianos, pues tendrán un sistema financiero más innovador, competitivo e incluyente. Cada cliente tendrá el control de su información y las empresas tendremos mayores incentivos para competir y ser más atractivas. El primer paso es superar los debates parlamentarios; pero una vez culminada la etapa legislativa, gracias al trabajo que, con el liderazgo del Ministerio de Hacienda, la URF y la Superintendencia Financiera, se ha llevado a cabo durante los últimos años y, en especial, posterior al decreto 1297, es posible avanzar muy rápidamente en la reglamentación para que todos estos beneficios se materialicen en una mejor banca para todos. Es el momento de que la ruta financiera que está tomando el país no se desvíe de su curso y permita que más colombianos puedan acceder a servicios financieros, siendo los dueños de su información. Además, es hora de seguir profundizando desde el sector cómo se están abordando las personas que no cuentan con alternativas financieras y cómo estamos actuando para hacerles la vida más fácil. Este PND es un paso acertado en ese camino.
Director de asuntos públicos Nu Colombia.
La Nación Argentina O Globo Brasil El Mercurio Chile
El Tiempo Colombia La Nación Costa Rica La Prensa Gráfica El Salvador
El Universal México El Comercio Perú El Nuevo Dia Puerto Rico
Listin Diario República
Dominicana
El País Uruguay El Nacional Venezuela