Lunes, 18 de Noviembre de 2019

Recorte de gastos y la política impositiva calientan la campaña electoral

UruguayEl Pais, Uruguay 18 de noviembre de 2019

Tomer Urwicz
El Frente Amplio apunta a "retomar el crecimiento", lo que redundaría en una mayor recaudación, para reducir el déficit fiscal

Tomer Urwicz
El Frente Amplio apunta a "retomar el crecimiento", lo que redundaría en una mayor recaudación, para reducir el déficit fiscal . El Partido Independiente coincide en que la recaudación es un elemento central, por eso es que "el país no se puede amputar la posibilidad de más impuestos", aunque eso iría en sintonía con una reducción del gasto. Unidad Popular basa su antídoto en un sistema de impuestos nuevo: no va más el IRPF y aparece el impuesto al capital y a los bancos. El Partido Nacional y el Colorado , en cambio, "no tocarían los impuestos", pero quieren "poner la casa en orden" generando más ahorros.
Y valga el ejemplo de la casa. Porque el término déficit fiscal -tan sonado en esta campaña electoral- no es otra cosa que los gastos realizados por el Estado que superan los ingresos; como si en la "casa Estado", la familia estuviese gastando más del dinero que le entra. Mientras en algunos hogares se prefiere aumentar las horas de trabajo o buscar un empleo nuevo que asegure una mejor recaudación, en otros se recorta el consumo de luz o posterga el viaje tan anhelado. La disputa entre ambas estrategias -más otras que hacen a las arcas públicas- es la que está en juego entre los partidos políticos.
En los 12 meses cerrados a julio, el Estado uruguayo gastó US$ 2.830 millones más de lo que le ingresó. Eso equivale a un déficit fiscal del 4,9% del Producto Interno Bruto (PIB). Eso es sin contar el "efecto cincuentones" (que genera un ingreso extraordinario), y teniendo en cuenta el déficit del Banco Central (resultado que se reporta por separado ante el Fondo Monetario Internacional ). Sea como sea: ¿qué hacer?> > Los partidos fundacionales basan su estrategia en reducir el gasto. Ayer, durante un "debate" en la Facultad de Ciencias Económicas de la UdelaR , la representante colorada Ana Inés Zerbino dijo que "el país debe ahorrar cuando hay ingresos extraordinarios para volcar recursos cuando se necesitan políticas anticíclicas". Como ejemplo, citó aquella época de "vacas gordas" en la soja, con precios que favorecían la recaudación. "En ese momento habría que haber ahorrado para volcar ese dinero ahora".
En esa misma sintonía, su par nacionalista Azucena Arbeleche explicó que ante una economía "estancada", sería "recesivo aumentar impuestos" y lo que el Estado tiene que hacer es "recortar gastos, de vacantes por ejemplo".> > Pero el frenteamplista Fernando Isabella le retrucó: "Ojo con los ajustes en tiempos de desaceleración porque eso lleva a las crisis". El hoy director de Planificación de OPP citó el ejemplo de Argentina y como un guiño al auditorio ironizó: "Está bueno que todos los integrantes de la oposición se estén desmarcando de las políticas de Macri, antes todos le auguraban buena suerte; ahora parece que está apestado".> > Arbeleche se defendió: "el principal error del gobierno argentino fue haber aumentado el déficit fiscal durante el primer año de gestión". Y volvió a la idea de reducir el gasto "cuanto antes" para evitar el modelo de Macri, "aunque Uruguay esté en una situación diferente".
El economista Marcel Vaillant , del Partido Independiente, coincidió en la reducción del gasto mediante una "reforma del Estado". Pero centró su argumentación en "despegarse de la región" buscando acuerdos internacionales, capitalizando el convenio entre la Unión Europea y el Mercosur, y teniendo una relación con el Mercosur "parecida a la que tiene Chile ".> > Unidad Popular, dijo su representante Luis Freda , "quiere sacar impuestos (como el IRPF) para gravar el capital". Su partido propone recaudar más mediante el impuesto a los bancos, "como existía antes de la llegada del Frente Amplio".> > Las recetas de los distintos economistas tendieron a coincidir en dos ingredientes básicos: la apuesta a la tecnología y a una mejor educación.
En Uruguay la población vive cada vez más años y en mejores condiciones, pero la edad mínima para jubilarse sigue siendo los 60 años. En Uruguay cada vez nacen menos niños, lo que supone menos gente en edad de trabajar para "mantener" a cada vez más adultos mayores. El diagnóstico es claro: tal como está, el sistema de seguridad social es deficitario. ¿Qué hacer? La nacionalista Azucena Arbeleche reconoce que no tiene una respuesta, porque esas respuestas "la deberán dar los expertos que integren una comisión para reformar la seguridad social", como propone su partido.> > El Partido Colorado sostiene que el déficit fiscal, ese que hoy ronda el 4,9% del PIB, debiera estar en 2%: "a veces se puede correr un poco para arriba o para abajo". Para ello sugiere una "regla fiscal". ¿Qué establecerá esa regla? La colorada Ana Inés Zerbino sugiere la creación de una comisión que establezca ese texto, como propone su partido.> > La gestión de algunas empresas públicas, en especial Ancap, ha estado en discusión. Para mejorar su desempeño, Fernando Isabella dijo que se necesita "un gabinete" (léase una comisión) que vea "el bosque en lugar de cada árbol por separado", eso propone su partido Frente Amplio.> > Las comisiones parecen ser la "solución" que encuentran los partidos políticos ante las preguntas de difícil respuesta. Así lo plantearon ayer, sin quererlo, los asesores económicos.