Sábado, 11 de Julio de 2020

Startup chilena obtiene capital para desarrollar proteínas que extienden vida útil de alimentos

ChileEl Mercurio, Chile 11 de julio de 2020

Protera, que se basa en el uso de inteligencia artificial, cerró un financiamiento de US$ 5,6 millones con Sofinnova Partners y SOSV.

Un tercio de los alimentos que consumimos cada año son desechados en el mundo y una de las principales razones es la contaminación microbiana. Pero la startup chilena Protera, basada en el uso de inteligencia artificial, creó una proteína que hace posible que ciertos alimentos duren más.
Para avanzar a una fase comercial y desarrollar nuevas proteínas que permitan una amplia gama de soluciones naturales y sostenibles, Protera cerró un financiamiento de US$ 5,6 millones con Sofinnova Partners, una empresa europea líder en capital de riesgo en el ámbito de las ciencias. En la operación también participó la tecnológica SOSV.
El financiamiento obtenido tiene el mérito además que se selló pese al complejo escenario económico global que ha dejado la pandemia del coronavirus.
"Para una startup chilena conseguir financiamiento bajo estas circunstancias es crítico", dijo Leonardo Álvarez, CEO y cofundador de Protera.
El financiamiento permitirá ampliar Protera Guard ?, una proteína que hace posible que los alimentos duren más y reemplaza los ingredientes químicos ampliamente utilizados con una alternativa natural eficiente.
"Los ingredientes que hoy utiliza la industria en productos como el pan, por ejemplo, duran aproximadamente 12 días con los preservantes actuales y son producidos químicamente y el consumidor ya no quiere ese tipo de ingredientes. Entonces, la proteína que nosotros desarrollamos es capaz de extender la vida media hasta por 20 días, pero estamos apuntando a más de 30 días", explica Álvarez.
La compañía está a punto de comenzar pruebas piloto con compañías multinacionales de alimentos, para desplegar esta proteína, de etiqueta limpia -asegura la startup -, que extienda la vida útil y reemplace los ingredientes derivados de productos químicos.
Para diseñar y desarrollar nuevas proteínas, Protera utiliza MADI ?, un algoritmo de Deep Learning (aprendizaje profundo) patentado, que predice productos proteicos y enzimas patentables de alto valor y a una alta velocidad.
"La visión que tenemos, basados en nuestra inteligencia artificial, es desarrollar otras proteínas para reemplazar otros ingredientes. Por ejemplo, estamos trabajando en desarrollar nuevos emulsificantes, que permitirían reemplazar productos como el huevo", relata el cofundador de Protera.
Agrega que las proteínas que desarrollan tienen un amplio abanico de aplicaciones que antes se consideraban imposibles: "Estamos aprovechando la ingeniería de proteínas para abordar problemas críticos de sostenibilidad, desde alimentos hasta agricultura y salud humana".